19/10/2019 L'Oratge L'Oratge


Servicios de la web

Hall

INFOCIUTAT

HOSPITAL GENERAL UNIVERSITARI

  • AV. TRES CRUCES, 2
  • 46014 VALENCIA
  • Telèfon: 96.313.18.00 Fax: 96.197.20.92

HISTORIA:

Edificio inaugurado en 1962 según proyecto del arquitecto provincial Luis Albert ballesteros, cuya planta se desarrolla fundamentalmente en torno a tres naves mayores y dos menores que afectan la forma de una paralelogramo abierto por el lado en que se sitúa el acceso principal, recayente a la calle de las Tres Cruces.

El vasto complejo arquitectónico que es el nuevo Hospital General está concebido en proyección horizontal -consta sólo de una altura de cuatro plantas-, por lo que ocupa un ámbito de gran extensión, reservándose para parque el amplio recinto interior. En el centro de la encrucijada que forman los andenes de dicho jardín se alzaba hasta no mucho la estatua de fray Gilabert Jofré, fundador en 1409 del histórico "Espital de Folls", origen al poco del "Real e General Hospital". Dicha estatua, obra de José Aixa, ha sido trasladada a su emplazamiento primitivo, en el solar ocupado actualmente por los jardines del antiguo Hospital, hoy Biblioteca Pública.

El edificio del Hospital General, construido en ladrillo y piedra según combinación muy cara al autor del proyecto, el citado Albert, se inspira en la arquitectura de significación monumental, clasicista en su caso, propia del momento aunque ya periclitada; por más que la masiva utilización del ladrillo visto atenúa la severidad y empaque, neoacademicista, de esta arquitectura.

Es en la iglesia -cuya arquitrabada fachada centra el ala principal del edificio, precedida de grandioso pórtico- donde se acentúa la nota severa y rigorista, remarcada por el efecto monumental del frontispicio, todo de piedra, y la utilización de lastras de piedra imitando el granito verde en pilastras y cornisas, al interior, así como en el imafronte del altar mayor, a modo de retablo, flanqueado por dos columnas toscanas, integrando un conjunto no exento de connotaciones herrerianas. El interior de este recinto se resuelve en planta de tres naves -abovedada la central-, crucero -cuyo transepto emplea la bóveda de arista-, tribuna y presbiterio elevado sobre tres gradas, y cubierto por bóveda de cuarto de esfera. Sobre el altar principal se verán las imágenes de Nuestra Señora de los Desamparados, del siglo XVIII, y del Santísimo Cristo de la Gonía, de cuya peregrina labra y devoción secular se narran hechos prodigiosos. A ambos lados del frontispicio del altar mayor, figuran sendos lienzos, más bien mediocres, de la Oración del Huerto y los dos Santos Vicentes.

Los altares del crucero están dedicados a las Apariciones de la Virgen Milagrosa a Santa Catalina Labouré, grupo escultórico moderno, y a la Virgen con el Niño entre ángeles, pintura al óleo de Espinosa o discípulo. Bajo este lienzo se hallan tres tablitas de fines del siglo XV, relacionables con el Maestro de Perea al decir de Post, que representan a los Evangelistas San Mateo, San Lucas y San Juan, sedentes, en actitud de escribir y acompañados de sus respectivos símbolos.

Situados en distintos tramos del crucero o de la nave de la derecha destaca un lienzo de San José, bastante deteriorado, que parece obra de juventud de Vicente López; un San Pablo de la escuela de March tal vez, y una interesante cabeza de Dolorosa, muy manierista.

En la nave y crucero del lado opuesto destacan los siguientes lienzos: Preciación de San Juan Bautista, nacimiento de la Virgen, de fines del siglo XVII; Santa Catalina Mártir, acaso de Evaristo Muñoz; San Jerónimo, de la escuela de Espinosa; Santa Catalina de Siena, pintura anónima de fines del siglo XVI, y una tablita de principios de dicho siglo representando la Visita de Cristo Resucitado -titular del Hospital, por cierto- a la Virgen.

A ambos lados de la portada principal, Martirio de santa, del siglo XVII y san Vicente Mártir, copia del lienzo de Espinosa de la colección madrileña del conde de Casas Rojas. Distribuidas por el interior del templo figuran las catorce ilustraciones del Vía-Crucis en litografías polícromas firmadas por Antonio Pascual y Abad en 1870.

En la sacristía y dependencias anejas se conservan tres interesantes imágenes de talla policromada de San Miguel, San Gabriel y San Rafael, de fina factura rococó, acaso de Ignacio Vergara. Son de consignar también una Purísima, pintura de arte popular; Virgen de los Desamparados entre Santa Rosa, San Vicente Ferrer, San Francisco de Asís y san José de Calasanz, de la escuela de López; San Vicente Ferrer, de autor anónimo; Virgen Milagrosa con Santa Catalina Labouré, Virgen de los Desamparados, Alegoría eucarística entre guirnaldas de flores, pintura acaso de uno de los Ximeno o de Yepes; Santo Tomás de Villanueva, lienzo del siglo XVII; Virgen de la Leche, El Niño Jesús y San Juan Bautista; Virgen y Niño entre San Lucas y San Agustín, etcétera, lienzos dos de ellos anónimos y de desigual interés.

En la inmediata sala de juntas es de destacar notable Apostolado ribaltesco, Nacimiento de fines del siglo XVI e Inmaculada de principios del siglo XVIII, aparte imágenes modernas de la Virgen de los Desamparados, San Vicente de Paúl y Santa Catalina Labouré.

Entre los objetos de culto destacan: cáliz de plata dorada, de 1610; pie de custodia de plata, procesional, dorada, donada al Hospital en 1675; un juego de naveta e incensario de plata; dos cruces barrocas, procesionales, de plata; un portapaz con relieve que representa la Visita de Cristo Resucitado a la Virgen, del siglo XVII, y un terno antiguo rojo, compuesto de casulla, dlamática, capa fluvial y paño humeral, bordado todo en sea, oro y plata a fines del siglo XVII.

En la sala de la Dirección se conservan, de autor anónimo, los retratos de don Lorenzo Tarazona, don Francisco Núñez y el del doctor don Juan Bautista Salvador y Gumbau; una marina de Javier Justo titulada "Barco entrando al puerto durante una tempestad", los retratos del arzobispo Ximénes del Río, de Vicente López; Navarro Reverter, de A. Fillol; el general Berruezo, de A. Almenar, un director diputado, de Ferrer Calatayud, y el arca del depósito establecido entre los años 1770 a 1771 para la compra de abastos.

En el ala de edificio habilitada como residencia de las religiosas que atienden el centro hospitalario se conserva, en el vestíbulo, una Virgen de los Desamparados, en lienzo de las llamadas "de clavario", de buena factura del siglo XVII. En salita adjunta, "Abraham es anunciado por unos ángeles acerca de su paternidad", interesante lienzo de mediados del siglo XVII; "San Vicente de Paúl visitando a un enfermo", obra firmada por A. Fillol, en 1895, y dos "marinas", de pequeño formato, firmadas por Javier Juste.

En entresuelo de la primera planta, "Sacrificio de Isaac", acaso pareja del anterior lienzo de asunto bíblico, con inestimable fondo de paisaje, tal vez de Esteban March o su círculo. Es digno de señalar, por otro lado, un león en talla, realizado por Mariano Benlliure, con dedicatoria autógrafa firmada en 1942 "a los 70 años de haberlo ejecutado" su autor.

En el despacho de la superiora se conservan, asimismo, varios lienzos antiguos -"San Pedro al salir de la prisión libertado por un ángel", "Entrega de las llaves a San Pedro" y "Niño Jesús abrazado a la Cruz"- así como dos óleos sobre cobre: "Entrada de Jesús en Jerusalén" y "Descendimiento"



Directrices de Accesibilidad para el Contenido Web 1.0 del W3C-WAI